Videojuegos: ¿pérdida de tiempo?

Hace unos días @blissy nos invitaba a formar parte de su vídeo “Videojuegos: ¿pérdida de tiempo?” en el que una gran cantidad de personas expresaron su opinión sobre nuestra gran afición. Por supuesto no todos hablan de arte o de arquitectura, pero merece la pena echarle un vistazo a esta gran cantidad de voces. ¿Y tú? ¿Crees que los videojuegos son una pérdida de tiempo?

Anuncios

4 pensamientos en “Videojuegos: ¿pérdida de tiempo?”

  1. Tras leer vuestro artículo y ver de principio a fin el vídeo de @blissy creo que deberíais cambiar la ilustración de vuestra entrada. ¿Os dais cuenta del mensaje que enviais con esa ilustración? Quien va a realizar un proyecto de documental sobre deportes digitales es una mujer y también aparecen opiniones femeninas en el vídeo. Cierto que no en igual número de las opiniones masculinas, 7 frente a 37 (sí, las he contado), puesto que la presencia femenina en el mundo de los videojuegos es menor y además está bastante camuflada, pero está ahí, y abriendo el vídeo.

    Nosotras nos sentimos identificadas sin problema con un chico enamorado de su ordenador o su videoconsola, ¿por qué resaltar que las chicas y los videojuegos no, caca, hay que sacar la lengua y poner cara de enfado? Sé que no lo habéis hecho a posta o con mala intención pero remarca el mensaje de que la tecnología sólo es cosa de hombres.

    Le gusta a 1 persona

    1. Tienes toda la razón, cambiada la imagen. En MetaSpace nos pasa que somos un poco daltónicos en cuanto al género: no vemos hombres ni mujeres, sólo personas. La imagen reflejaba la clásica situación de alguien que menosprecia el amor que otra persona puede tener por los videojuegos, pero sinceramente no reparé en que pudiera generar un debate de género, siendo además Blissy una mujer como tú muy bien señalas.

      Ahora, si le entramos al tema, yo tengo mi reflexión. No es tanto una respuesta a tu comentario como algo que has despertado en mi cabeza:

      Es cierto que el mundo de los videojuegos es mayoritariamente masculino. Hay un desbalanceo total, lo cual lleva a desequilibrios que en mi opinión son graves. Nos alegra mucho ver los casos en que no es así, y en este blog han aparecido bastantes de ellos aunque no los buscáramos por una cuestión de género. Blissy es ejemplo de ello pero también tenemos a María Elisa Navarro, a Eva Amate, a Silvia Karina que nos ayudó tela con la reseña de Monument Valley, o a ti misma que eres nuestra comentarista number 1. Pienso también en gente a la que seguimos como Rager Coffee, Michela McFly o las chicas que colaboran con los 3 Gordos Bastardos y que son maravillosas todas ellas.

      Sin embargo creo que estaría bien añadir una capa crítica adicional. Al ser los videojuegos un mundo mayoritariamente masculino, los problemas y retos de este mundo han sido mayoritariamente enfrentados por hombres. La situación que reflejaba la imagen del post ha sido vivida por gran parte de nosotros, incluso dentro de nuestras propias familias. Las grandes empresas pueden ser muy sexistas, María Elisa hablaba de ello, pero también los estudios independientes han estado formados casi en su totalidad por hombres. Por ejemplo PlayDead, estudio desarrollador de LIMBO que inicialmente fue financiado por becas públicas, estaba formado por dos hombres, me hubiera encantado ver a una mujer dando guerra en esa trinchera y supongo que a ellos también. En el vídeo de Blissy aparecen muchos profesionales del medio, en su mayoría hombres. En mi caso, no se Enrique, apenas hay mujeres con las que hayan surgido actividades relacionadas con MetaSpace, con las honrosas excepciones de Laura González de Espacio Odeón y las chicas de radio Javeriana. El resto, todo hombres enfrentando la situación, echándole cara en ambientes monogénero totales.

      Trabajar sólo entre hombres tampoco es guay para nosotros, o al menos no para mi, así que me gustaría combinar estas dos capas críticas para hacer un llamamiento como hombre que soy: Mujeres, os queremos con nosotros. Ni arriba ni abajo ni delante ni atrás, con nosotros, todos juntos. Desde luego que al medio le queda mucho por hacer, la industria debe cambiar y los productos también. Creo que en startvideojuegos leía sobre cómo la diferencia de género no se produce sólo por tener superhéroes o superheroínas sino por la proliferación de narrativas y mecánicas de juego relacionadas exclusivamente con la adquisición de poder y capacidad de dominación, estas son cosas que pueden cambiar. Sin embargo es un medio formado en gran parte por personas con cierta formación, amantes de la tecnología y de la cultura que creo que en su mayoría estamos abiertos a cualquier propuesta que fomente la igualdad. Las mujeres tenéis muchos retos por delante, algunos durísimos que no cabe mencionar aquí por puro agravio comparativo; el de la igualdad en los videojuegos no debería ser ni mucho menos el más difícil de ellos. Es más, sería un ejemplo para el mundo que consiguiéramos un mundo gamer donde hombres y mujeres nos sintiéramos igualmente representados. Podría ser un faro que guiara otros muchos cambios.

      Me gusta

      1. Creo que es precisamente el mundo de los videojuegos el que permite potenciar la empatía, ya no sólo entre géneros, sino entre realidades y situaciones personales ya que nos invitan a meternos en un personaje y experimentar sus vivencias potenciando al mismo tiempo nuestra imaginación.

        Vienen bien estas reflexiones sobre la realidad actual. Hacen que nuestras metas y el futuro que queremos alcanzar todos juntos se vean más claras.

        Le gusta a 1 persona

  2. El discurso de la imagen anterior no es algo que indique una diferencia de genero, creo que el problema radica en pre concepciones culturales en donde la mujer no se ve identificada por el mundo digital, de pronto el tema es como la mujer no tiene un papel fundamental en los videojuegos como tal, ya sea en su desarrollo o su protagonismo dentro del juego. Pero creo que para lograr una igualdad de genero, se tiene que empezar a ver con ojos daltónicos como los llamas Manuel y ver mas un discurso como que maneja Beatriz preciado / Paul preciado en donde el genero no existe.

    De pronto así lograr una igualdad en donde juicios previos no tengan participación y se logre un acuerdo mutuo. El genero deja de importar, y se da paso a una igualdad mas pura.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s